Cupcakes de calabaza, naranja y cobertura de chocolate

Nada como levantarse por las mañanas y poder desayunar unas deliciosas magdalenas recién hechas. Y si además son caseras pues ya estoy perdida.




Tenía (y tengo) calabaza congelada para tirar de ella cuando tenga necesidad...o antojo, como fue el caso de estos cupcakes. Combinados con naranja y chocolate ya son una perdición. Así que preparaos para empezar a comerlos y no saber cuando parar. 




Jugosos no es la palabra....son súper húmedos por dentro y eso los hacen delicados al paladar. No son nada empalagosos, ni dulces en exceso. Con las cantidades que os doy me salieron 18 cupcakes...y os aseguro que no duraron en casa más de dos días. Os dejo la receta por si se os antoja probar uno de estos... o dos, o tres!!!





Ingredientes 
110 gr de mantequilla
200 gr de azúcar
2 huevos
300 gr de calabaza
1 naranja
200 gr de harina
2 cucharaditas de levadura química (polvo de hornear)
1 cucharada de leche

Cobertura de chocolate
100 gr de chocolate de cobertura
100 gr de nata
50 gr de mantequilla

Poner el azúcar junto con la mantequilla en un bol y batir con una batidora de varillas hasta que la mezcla quede cremosa y blanquecina.

Añadir los huevos de uno en uno y bate. Hasta que no esté integrado el primero, no añadir el segundo. 

Añadir la ralladura y el zumo de naranja. Incorporar el puré de calabaza. 

Tamiza la harina con la levadura sobre la masa y mezclar todo con movimientos envolventes usando una espátula. Por último añadir la leche y mezclar bien.

Rellenar las cápsulas no más de 2/3 de su capacidad. Hornear a 180ºC durante 20 minutos. Comprueban con un palillo pinchando en el centro del cupcake si está cocinado del todo. Dejar reposar 5 minutos en la bandeja y después colocarlos en una rejilla para que se terminen de enfriar.











Seguir leyendo »

Panna Cotta de violetas y pistachos verdes

Hoy estamos de cumple. Es el cumpleaños del papá, y para celebrarlo hemos preparado un dulce muy especial. Colorido y con un sabor característico. Panna cotta de violetas y pistachos verdes.




Dulce, pero en su justa medida, por lo que no resulta para nada empalagosa, con un intenso sabor a violetas que contrasta con el de los pistachos.

Yo he utilizado pasta de violetas de Home Chef, para intensificar el sabor, porque los caramelos endulzan pero no consiguen dar un sabor intenso a la mezcla. Podéis hacerlo sólo con caramelos, aunque el color y el sabor quedarán más suavizados. Ya sabéis lo que siempre os digo, para gustos…
Y ya os aviso que, si todo va según lo previsto, esta no será la única receta dulce de esta semana…. 






Ingredientes
400 ml nata líquida
100 ml de leche
2 cucharadas de pasta de violetas (yo Home Cheff)
3 láminas de gelatina
2 cucharadas de azúcar glas
Pistachos verdes para decorar

Hidratamos las hojas de gelatina en agua fría durante 10 minutos. 

Ponemos en un cazo a calentar el resto de ingredientes bien mezclados. importante no dejar que la mezcla arranque a hervir. Cuando esté caliente retiramos del fuego e incorporamos la gelatina bien escurrida. Remover para que la gelatina se deshaga bien y no se formen grumos.

Pasamos la mezcla a los moldes escogidos para servirla y dejamos enfriar completamente antes de meterla una horas en la nevera para que cuaje bien. 

Decoramos con pistachos verdes antes de servir.









Seguir leyendo »

Pizzadilla 2.0

Una pizza rápida y de aprovechamiento. Lista en tiempo récord y para chuparse los dedos. 




Y os preguntaréis....¿por qué pizzadilla? Pues porque une dos culturas en una. La italiana y la mejicana. Pizza más quesadilla en un mismo plato. 

Tenía rondando por la nevera un paquete de tortitas de trigo y no le daba salida. Una noche cualquiera...cena rápida y de última hora. A los enanos se les antoja pizza y no he sacado la masa del congelador, pero voilà....ahí estaban las tortitas para sacarme del apuro. Y no sabéis de qué manera!!!!

Cuatro cosillas atrasadas y el resultado...una cena de 10. Ale, ya sé qué voy a hacer cuando me sobren tortitas y tengamos antojo de pizza...




Ingredientes
4 tortitas de trigo
Mezcla queso rallado (emmental, cheeddar, curado, mozzarella)
Tomate rallado
Chorizo de Pamplona 
Alcachofas
Aceitunas rellenas
Mozzarella fresca
Orégano 


Precalentamos el horno a 200º.

Colocamos una tortita en la bandeja del horno. Cubrimos con queso rallado y tapamos con otra tortita. 

Untamos la superficie de la tortita que hemos puesto encima con tomate rallado y añadimos queso al gusto. Colocamos los ingredientes (al gusto de cada uno) y desmenuzamos la mozzarella fresca. La repartimos por encima y espolvoreamos con orégano. 

Repetimos la operación con el resto de tortitas e ingredientes. 

Metemos al horno unos 7-8 minutos. Sacamos del horno y servimos inmediatamente. 





Seguir leyendo »

Pan de soda y melaza

Otra versión del pan más fácil que conozco hasta la fecha. Aunque no puedo hablar mucho, porque yo no es que sea una experta en panes. Mi aventura con ellos casi acaba de empezar, Aunque he de confesar que me tiene totalmente enganchada. Y, a pesar de mi último "fracaso" panarra...yo no me rindo!!!





Bueno, a lo que iba. Este pan nos gustó tanto en casa el día que lo hice que me apetecía repetirlo. Y como no....versionarlo. En lugar de miel, usé melaza que tenía un tarro empezado en casa y al final se me iba a estropear. El resultado fue espectacular. Un pan de crujiente corteza, con una jugosa miga y un intenso sabor a regaliz que deja al final la melaza. 

Como ya os conté en la versión original de este pan, que podéis ver aquí, es facilísimo pues no necesita ningún tipo de amasado, ni levados. Así que os digo (y seguro que me repito....¡qué cansina soy!!).... ¡¡¡¡no hay excusa que valga para no hacer el pan en casa!!!!






Ingredientes
245 gr de harina integral de trigo
105 gr de harina panificable
3 cucharaditas de levadura química
280-300 gr. de agua
35 gr de melaza
7 gr de sal
Pipas de calabaza
Sésamo

Calentamos el horno a 220º.

Untamos con mantequilla y harina nuestro molde para evitar que la masa se pegue.

Mezclamos bien todos los ingredientes en un bol con la ayuda de la mano. Se debe obtener una masa parecida a la textura del barro, es una masa muy húmeda, pero no os preocupéis pues sólo hay que mezclar todos sus ingredientes. Cuando esté homogénea la vertemos en el molde y llenamos hasta la mitad. Echamos pipas y sésamos al gusto por encima de la masa. Espolvorear con harina toda la superficie de la mezcla y meter al horno..


Horneamos durante 40 minutos a 220º, si veis que se está dorando mucho tapamos con papel de aluminio. Una vez pasado el tiempo sacamos del horno, dejamos enfriar sobre una rejilla y listo para degustar.





Seguir leyendo »

Natillas caseras con nubes de vainilla y caramelo

No hay nada como unas ricas natillas hechas en casa. Coronadas con nubes de vainilla y caramelo. Una auténtica delicia. Sin aditivos, sin colorantes....puramente artesanales. Y desde luego muchísimo más ricas y sanas que las comerciales...a las que no les termino de coger el punto.




Nunca me han gustado las natillas con galleta, así que el día que comí por primera vez las claras cocidas en leche para acompañarlas, me volví una auténtica fan de las natillas caseras. De esta forma, además, me libro de la canela que tampoco es que me apasione mucho, la verdad.

Han durado un día en la nevera. Así que os recomiendo encarecidamente que os animéis a prepararlas y me contéis vosotros mismos si están tan ricas como han dicho los de mi casa o no...






Ingredientes
750 ml de leche
4 yemas de huevo
4 cucharadas de azúcar glas
La cáscara de 1 limón
1 vaina de vainilla
1 rama de canela
20 gr de Maicena (harina de maiz)
4 claras de huevo
1 cucharadita de zúcar avainillado
Caramelo líquido


Montamos las claras a punto de nieve. Incorporamos el azúcar avainillado y reservamos.

Separamos un vaso de la leche y ponemos el resto a calentar a fuego medio hasta que arranque a hervir. Cogemos cucharadas de la clara montada y cocemos unos segundos en la leche. Escurrimos bien y reservamos.

Una vez que arranque a hervir la leche, apartamos del fuego y añadimos la cáscara de limón, la rama de canela y las semillas de la vaina de vainilla. Dejamos infusionar durante 10 minutos. 

En la leche reservada desleímos la maicena aasegurándonos de que no quedan grumos. Reservamos.

Montamos las yemas con el azúcar hasta que espumeen. Añadimos el vaso de leche y batimos bien para asegurarnos que queda bien mezclado. 

Colamos la leche infusionada y volvemos a poner al fuego a media ebullición. Vamos añadiendo poco a poco la mezcla de yemas, sin dejar de remover en ningún momento. Es muy importante que la mezcla no llegue a hervir. Cuando alcance el espesor deseado, retiramos del fuego y vertemos en los recipientes elegidos. 

Ponemos una cucharada de claras coronando cada natilla y regamos con un poco de caramelo líquido. 

Dejar enfriar completamente antes de degustar







Seguir leyendo »

Los cinco en #entrelibrosandaelguiso

Si, lo sé....igual ya no tengo edad para leer este tipo de libros, pero esta es la mejor oportunidad que puedo tener para rendir un homenaje a estos cuatro jóvenes y su perro por todos los buenos momentos que me han hecho pasar a lo largo de tantos y tantos años. Por esos ratos de evasión y entretenimiento. Por esas aventuras que nos hacían soñar y querer ser como ellos. Y porque ahora que mi hijo de casi 8 años los ha empezado a leer, puedo volver a sentirme como una niña a su lado mientras los leemos juntos.




En esta ocasión desde La cocina Typical Spanish hemos querido destacar la importancia que tiene la lectura y lo hemos hecho de la mejor manera que podemos hacerlo....cocinando. Este mes nos salimos un poco de la rutina TS y abrimos el campo a la cocina internacional a través de la literatura. Fácil reto. Buscar un libro que entre sus páginas esconda alguna receta de manera explícita o no....basta con que se hable de ella o simplemente se nombre. Un homenaje al mes del libro.

La parte complicada del reto era encontrar el libro... dedicar el reto sólo a la literatura nacional española lo limitaba bastante, es por eso que este mes hayamos abierto, de nuevo, las puertas y dejado un poco aparcado nuestro lado más TS. 

Aunque he de decir que no hay nada más TS que estos libros de la escritora Enid Blyton, a los que dedico esta entrada, que llenaban las estanterías de todos los adolescentes españoles de la década de los 70. Y es que.... ¿Quién no se ha leído aunque sólo sea uno de estos libros? Que levante la mano el que nunca haya oído hablar de "Los cinco en el cerro del contrabandista", o "Los cinco en el Páramo misterioso", o ese de "Los cinco han de descubrir un enigma"...o "Los cinco se divierten"!!!

Como os decía al principio, yo me he decidido por El Club de los cinco. Ningún libro, ninguna aventura en concreto porque todas son geniales y no puedo decidirme solo por una. Ninguna aventura concreta y ninguna receta en particular. Siempre me llamaban la atención los desayunos ingleses que se metían por las mañanas y esas cestas de picnic llenas de comida que se llevaban a sus excursiones. 




Cogiendo la esencia de la cocina inglesa, me he decidido por un desayuno al más puro estilo inglés. Acompañados en la mesa por Julián, Dyck, George, Anna y Tim, nos ha sabido a gloria, mientras recordábamos algunas de las aventuras vividas junto a ellos!!!





Ingredientes
4 huevos
8 tiras de biecon
8 salchichas
Champiñones
4 rebanadas de pan de molde
2 tomates
Café o té


En una sartén, rehogamos los champiñones. Reservamos.

Lavamos y partimos los tomates por la mitad y los hacemos a la plancha.

En un poco de aceite freímos las salchichas y el beicon hasta dejarlo crujiente.

Freímos los huevos y tostamos las rebanadas de pan en la tostadora.

Emplatamos y acompañamos de café o té.

A disfrutar de un completo, y auténtico, desayuno inglés.




No dejéis de visitar hoy La cocina Typical Spanish...... Seguro que os asombráis de la cantidad de libros que esconden entre sus páginas alguna referencia culinaria. Aquí podéis ver todas las recetas que nos han llegado.



Seguir leyendo »

Brochetas de pavo, queso y Kumato

Muy divertida la última propuesta de Arla Finello. Queso de mozzarella con formas de piezas de puzzle. Ideal para cocinar con y para los niños...y no tan niños!!! Que ya he tenido que cerrar la bolsa en más de una ocasión porque empiezo a picotear y no soy capaz de parar...




Desde Arla nos han mandado a casa 5 bolsas para que las probemos y en ello andamos. Ya hemos hecho pizza, perritos calientes y ayer comimos estas brochetas de pavo que a los pequeñajos les han encantado. Bueno, y a nosotros también, para qué engañarnos. He de decir, no obstante, que de todas las maneras en qué he probado el queso como más me gusta es fresco, sin fundir. El sabor es más intenso. Aunque reconozco que la cremosidad del queso fundido es muy buena.

Aquí os dejo la receta de las brochetas. Una comida o cena fácil y rápida de preparar además de sana y nutritiva. 






Ingredientes
1 pechuga de pavo
Leche
Ajo en polvo
Perejil
Sal
Pan rallado
1 bolsa de queso Arla Finello puzzle
Tomates cherry Kumato


Limpiamos y troceamos la pechuga de pavo. La echamos en un bol y cubrimos con leche, espolvoreamos con ajo y perejil y salamos al gusto. Dejar macerando de un día para otro.

Escurrimos la pechuga y la empanamos. La freímos en abundante aceite bien caliente y dejamos escurrir el exceso de aceite sobre papel absorbente.

Lavamos y cortamos los tomates por la mitad.

Preparamos las brochetas, intercalando un trozo de pechuga, uno de queso y medio tomate. Servir inmediatamente, espolvoreadas con un poco de orégano o acompañadas de salsa barbacoa.









Seguir leyendo »